top of page
Buscar

Advierte informe del Cemda sobre el aumento de agresiones a defensores ambientales


En 2022, al menos 24 defensores ambientales fueron asesinados. En ese año se registraron 197 eventos de agresión contra la vida, la integridad personal, los bienes, así como la tierra y territorio de personas y comunidades defensoras en México, en los que se perpetraron un mínimo de 582 ataques diversos, dio a conocer el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (Cemda).


Destacó que estos resultados colocan a 2022 con el mayor número de actos de este tipo, desde 2014, cuando la organización realizó su primera investigación. En este sentido, puntualizó que frente a 2021, los eventos de agresión aumentaron 82.4 por ciento, mientras las vioencias diversas perpetradas se incrementaron 144.5 por ciento.


En un informe en la materia, enfatizó que 2022 fue el tercer año “más letal, detrás de 2017 y 2021”, y se alcanzó la cifra de 82 personas defensoras ambientales asesinadas durante la actual administración federal.


Indicó que al igual que en 2021, el sector minero fue el que más eventos de agresión registró en general, seguido del de biodiversidad (protección, cuidado y defensa de las áreas naturales protegidas), forestal (deforestación), vías de comunicación y el hídrico.


En cuanto a los tipos de agresión documentadas, la más frecuente fue la intimidación, con 148 registros; le siguen el hostigamiento (116), las amenazas (64) y los ataques físicos (61 registros).


En conferencia, al presentar el informe, Gustavo Alanís Ortega, director ejecutivo del Cemda, resaltó que las agresiones contra las personas y comunidades defensoras de los derechos ambientales se siguen dirigiendo, principalmente, en contra de los pueblos indígenas y comunidades equiparables, ya que 56 por ciento de los eventos de este tipo fueron contra ellos.


Sobre los defensores asesinados, el Cemda detalló que de los 24 casos, siete presentaron características de constituir probables ejecuciones extrajudiciales debido a la denuncia de participación de agentes del Estado en distintos niveles.


Entre las entidades con más agresiones letales están Guerrero, con al menos siete, seguido de Chihuahua, Oaxaca y Puebla, con tres cada uno.


Cemda registró, también en 2022, nueve casos de desaparición, dos de ellos probables desapariciones forzadas, al igual que dos hechos de espionaje relacionados con el Tren Maya y otro con proyectos en Guerrero.


En 23 de los 32 estados de la República se registró, por lo menos, un evento de agresión, y al igual que en 2021, Oaxaca aparece como la entidad con más casos (34), seguida de la Ciudad de México (27) y Chihuahua (21).


Respecto a los violentadores, Alanís expuso que 45 por ciento de las agresiones fueron perpetradas por alguna autoridad de gobierno, fiscalías estatales y federal, y cuerpos militares con tareas de seguridad pública como Guardia Nacional. La delincuencia organizada representó 13 por ciento, en tanto que en 21 por ciento se desconoce al victimario.

bottom of page